Artículos o noticias

Mulas artesanales: un arte que sobrevive en el sureste de México

• Bookmarks: 16


México.

Por más de 100 años, la familia Molina Díaz se ha dedicado a elaborar mulas de maíz y dulces tradicionales para la festividad del Corpus Christi o Día de las Mulas.

En México las mulas se regalan en estas fechas como muestra de amor y de amistad, pero también para agradecer la abundancia o la buena cosecha.

Esta tradición es muy popular en San Cristóbal de las Casas, en Chiapas, en el sureste del país, donde cada año la familia de Tomás de Jesús Molina Pérez se prepara con cuatro meses de anticipación para elaborar estas mulas.

La base de estas artesanías, que se han convertido en un sustento durante esta temporada es la hoja de maíz. Todas son elaboradas, además con hilo, palitos de madera y artículos decorativos, como pequeñas figurillas de barro y canastas de palma.

La familia Molina Díaz elabora cerca de 500 mulas por día de diferentes tamaños. Las figuras pueden ser miniaturas de apenas unos cinco centímetros y de hasta 30 centímetros, pero como las mulitas sólo se venden en junio, también están fabricando dulces artesanales que se comercializan todo el año.

“Yo me siento orgulloso de saber hacer esto y hacer caramelos. Con eso he podido vivir más, porque acabó la tejería y ya no puedo trabajar también con los años que tengo ya”, contó Don Chusito.

A sus 85 años, Don Chusito se siente orgulloso de su oficio como fabricante de mulas y dulces artesanales. Pero con la pandemia y el repunte de la inflación, a esta familia le está resultando mucho más difícil la compra de la materia prima para elaborar estas piezas, cuyo precio está entre los 0,9 y 2,5 dólares.

Con estas dificultades, Teresa Molina Díaz, hija de Don Chusito, trata de conservar esa tradición y junto con su padre están convencidos de que se mantendrá algunos años más.

“Porque ya no vendimos hace dos, dos o tres años, no vendimos. Y eso es algo ya. Por la enfermedad ya no se pudo hacer la venta. Mucha gente tiene mucho miedo. Gracias a Dios no me he enfermado. Pero no le tengo miedo”, explicó Teresa Molina Díaz.

Según la Dirección de Turismo de San Cristóbal de las Casas, en la región se tiene un registro de 56 artesanos o productores de mulas y dulces, quienes participan durante la fiesta católica del jueves de Corpus Christi en ciudades grandes como Comitán, Teopisca, Ocosingo y Tuxtla Gutiérrez. 

Noticiero Científico y Cultural Iberoamericano – Noticias NCC
204 views
bookmark icon
Diseño y Hosting web por