Artículos o noticias

Honrar el silencio a través de la película Sound of Metal

• Bookmarks: 18


Guadalajara, México 

Los ganadores del Oscar 2021 por mejor sonido en la película Sound of Metal, Carlos Cortés y Jaime Baksht, engalanaron el FICG 36 al conversar con Julian Woodside su experiencia y el reto que representó participar en este proyecto cinematográfico.

Sound of Metal trata la vida de un joven baterista que pierde la audición de la noche a la mañana. El joven tiene que afrontar este cambio radical en su vida y buscar cómo adaptarse a su condición.

La película resalta la visión de la discapacidad que sólo es aparente y que abre camino a explorar nuevas capacidades y otra manera de entender el mundo.

Ante este proyecto que destaca la pérdida del sonido, Jaime Baksht mencionó que el cuerpo es capaz de seguir escuchando. Es una máquina resonante, por lo que resultó interesante rescatar estos sonidos del cuerpo, que se volvieron fundamentales en Sound of Metal.

Carlos Cortés manifestó, que tenían a su disposición material que usualmente no se tiene, como los sonidos reales del latido del corazón y el del flujo sanguíneo.

«La cuestión sensorial nos permitió percibir otros elementos. Al tener ese material da un peso distinto a cómo quieres abordar y cómo quieres transmitir esa sensación. Diseñar cómo se traducía al umbral auditivo. Sonoridades muy estridentes, muy brillosas. La experiencia auditiva no solamente se reduce a escuchar sino también a sentir», detalló Cortés.

Por su parte Jaime Baksht, reveló que no sabían que iban a estar en dicha película. Ellos entraron al proyecto cuando ya se tenía un análisis muy grande y una especie de maquetas, sin embargo en el proceso se dieron cuenta que hacía falta rehacer cosas importantes.

Respecto al contexto de inclusión de las personas con discapacidad manifestado en la película, Carlos Cortés detalló que desde la experiencia propia de cercanía con personas en dicha condición, fue lo que permitió generar una especie de empatía a través de Sound of Metal.

«Y se entiende una dinámica de no estar en una normalidad y cómo son excluido. Desde esos puntos obtienes información de cómo puedes empatizar un poco más», manifestó el ganador del Oscar.

Respecto a los efectos especiales de sonido maximizados o minimizados en otras películas, Jaime expresó que no hay que tenerle miedo al efectismo: «Hay que depurar las ideas cuando haces efectos. Entender en qué momento realmente son efectos. El sonido y composición de una película requiere de análisis, se necesita hacer una depuración, pues en ocasiones hay elementos que no deberías usar y que estás usando».

Ambos ingenieros de sonido coincidieron en que las academias de cine, tienen que apostar a la búsqueda clara de proyectos con buen sonido, mezclas y diseño musical con intenciones claras, e impulsarlos para darle un valor mayor a dicho trabajo.

Por: Mayra Vargas / NCC Iberoamérica.

Noticiero Científico y Cultural Iberoamericano – Noticias NCC
197 views
bookmark icon
Diseño y Hosting web por