Artículos o noticias

Cultivar en suelo lunar; el futuro agrícola que proyectan investigadores

• Bookmarks: 16


Estados Unidos.

La bióloga molecular estadounidense Anna-Lisa Paul, lideró un equipo que por primera vez logró cultivar plantas en suelo lunar.

Paul le asegura que las granjas lunares llegarán muy pronto y sus frutas y verduras tendrán un sabor igual de genial que las de la tierra.

Sería bueno ver pronto las granjas lunares. Pero se necesitan tantos recursos para hacer una expedición como ésta que es difícil imaginar qué será dentro de, no sé, probablemente no será dentro de los próximos cinco años, pero tal vez será dentro de los próximos diez años”, explicó Anna-Lisa Paul.

El grupo de la Universidad de Florida, dirigido por Paul y Rob Ferl, consiguió cultivar un berro en unos pocos gramos de polvo de la luna obtenidos en las misiones Apolo, lo que supone el primer paso de la humanidad para poder cultivar vegetales más allá de la tierra.

Estos cultivos no sólo serán vitales para hacer más autosuficientes las misiones espaciales en el futuro, sino que las plantas ayudarán a limpiar el agua y el aire de las colonias.

“Las plantas son clave porque todo lo que hace una planta lo hace por nosotros. Limpian nuestra agua, proveen nuestra comida. Todos realmente aprecian que proporcionen comida. Pero lo que la gente no piensa tanto, especialmente si eres un niño, es que limpia el aire que respiras, limpia el agua que tú hueles”, comentó Anna-Lisa Paul.

Según Ana, las plantas que se lleven al espacio exterior deberán tener múltiples usos y habrá que equilibrar cuánto material pueden obtener de ellas en comparación con el que se desperdicia.

“Tiene que ser algo que sea útil y algo que sea algo robusto. Y la NASA ha trabajado mucho con lo que ellos llaman cultivos de soporte vital avanzado y cosas como los rábanos y los nabos y varios tipos de vegetales de hoja son más fáciles de cultivar y tienen la menor cantidad de desperdicio”, detalló Anna-Lisa Paul.

Tras ser plantadas en el regolito lunar, las semillas del berro crecieron durante 20 días, periodo tras el cual se extrajeron los especímenes para hacer análisis bioquímicos y ver cómo respondía a nivel molecular, esto para averiguar qué herramientas usan las plantas para crecer y sobrevivir en estas condiciones.

De esta manera se sabrá qué se puede hacer para ayudarlas a crecer, ya sea haciendo el suelo más amigable o modificando la planta genéticamente. 

Noticiero Científico y Cultural Iberoamericano – Noticias NCC
248 views
bookmark icon
Diseño y Hosting web por